En este momento estás viendo Las ventajas de tener muebles de madera maciza

Las ventajas de tener muebles de madera maciza

    Elegir un mueble de madera maciza para decorar siempre es un acierto. Es casi atemporal. Combina con cualquier estilo de decoración y con cualquier tipo de vivienda. Es una elección natural, de gran calidad y que, con los cuidados adecuados, puede durar muchos años. Si aún no te has decidido por utilizar este tipo de mueble, a continuación puedes seguir leyendo acerca de sus características y ventajas.

    Cómo distinguir los muebles de madera maciza

    Aunque, en la actualidad, la materia prima de los muebles se ha diversificado, la madera sigue siendo uno de los mejores materiales para fabricarlos. También a la hora de elegir muebles que representen elegancia, calidad y versatilidad. Pero ¿cómo elegir mobiliario de madera maciza a la hora de comprarlo?

    La madera maciza se extrae directamente del tronco de coníferas, maderas frondosas y tropicales. Por tanto, se trata de una madera natural de gran calidad. No ha pasado por ningún proceso de alteración o tratamiento químico y se caracteriza por su firmeza. Se distingue porque sus nudos, vetas y grietas están a la vista en su superficie. En función del árbol del que se extrae, existen diferentes tipos de madera. Entre las más utilizadas, están:

    • Cerezo: se emplea sobre todo para fabricar mesas por su resistencia y gran durabilidad.
    • Nogal: una madera oscura que permite unos acabados muy elegantes. Suele utilizarse para elementos de decoración y ebanistería. También en parquets y suelos de lujo.
    • Haya: una de las maderas más duras que existen. La madera europea de haya se emplea para fabricar muebles de tipo curvo.
    • Roble: de las más usadas para mobiliario. Es una madera blanda que puedes encontrar en puertas, molduras, ventanas o baldas.

    Entre sus características principales destaca su resistencia, ya que no pasa por ningún tratamiento. Por ello, adquirir mobiliario de madera maciza es una buena inversión. Puede durarte muchos años. Es un tipo de mueble que contribuye a regular la humedad de una habitación. Por ello, son una opción adecuada para colocar en habitaciones donde estés a menudo: salón o dormitorio. Además, no requiere de ningún cuidado especial. Su mantenimiento es mínimo. Los muebles de madera maciza los puedes encontrar en distintas gamas de color (maderas más oscuras o claras) por lo que aportan calidez a la vivienda.

    Las ventajas del mobiliario de madera maciza

    Entre las numerosas ventajas de elegir este tipo de muebles para tu hogar, destacan:

    Encajan con cualquier estilo

    No importa si tu vivienda es moderna, minimalista, clásica o industrial. Es un mobiliario que se adapta a cualquier estilo y lo realza. Combina muy bien con materiales como piedra o metal.

    Un material que nunca pasa de moda

    Su gran durabilidad y su diseño son cualidades que le permiten convertirse en un mueble totalmente atemporal. Pueden estar durante mucho tiempo en tu hogar manteniéndose en perfecto estado. Solo tendrás que mantener a raya el polvo de su superficie.

    Transmiten un estilo armonioso

    La madera evoca naturalidad y sencillez. Proviene de la naturaleza y eso transmite equilibrio y armonía. Es un mobiliario que aporta calidez y una sensación acogedora. Es perfecto para dar ese toque relajante y equilibrado a una habitación.

    Se pueden personalizar

    Adapta los muebles a tu estilo personal y según tus necesidades. Puedes darles tu toque pintándolos y dándoles un nuevo aspecto. Si eres una persona creativa, una renovación les dará una nueva vida.

    Hasta aquí todas las ventajas a la hora de elegir un mueble de madera maciza. Una elección natural y de calidad para decorar cualquier estancia con estilo. La madera maciza es natural, de gran calidad y alta resistencia. Su adaptabilidad combina con cualquier estilo.